Reseña: El mar de la tranquilidad

26.4.15

El mar de la tranquilidad
Katja Millay  2015
publicado por Plataforma Neo ☆ 456 páginas ☆ 17, 90 euros
  / Comprar

 SINOPSIS // 
La antigua prodigio del piano Nastya Kashnikov solo quiere dos cosas: terminar el instituto sin que nadie conozca su pasado y conseguir que el chico que se lo arrebató todo -su identidad, su espíritu, sus ganas de vivir- pague por lo que hizo. 
La historia de Josh Bennett no es ningún secreto. Cada persona a la que ha amado ha sido arrancada de su vida, y a los diecisiete años no le queda nadie. Ahora lo único que quiere es estar solo. Y parece que la gente comprende que no necesita compañía. Todos excepto Nastya, la misteriosa chica nueva del instituto, que poco a poco irá acercándose a él. Pero cuanto más llega a conocerla Josh, mayor es el enigma. A medida que su relación se intensifica, las preguntas sin respuesta salen a la luz y él comienza a preguntarse si alguna vez sabrá quién es Nastya en realidad, o incluso si quiere descubrirlo.
El mar de la Tranquilidad es una historia profunda y emotiva sobre el milagro de las segundas oportunidades.


 RESEÑA // 
Tengo la impresión de que va a costarme mucho hacer esta reseña. ¿Sabéis esa sensación de coraje cuando hay tantas cosas que quieres decir y no se te ocurre ninguna manera apropiada de decirlo? Pues así es mas o menos como me siento ahora, una hora mas tarde de haber terminado de leer El mar de la tranquilidad.
Ya sabía que era un libro que me haría sufrir, (Creo que ya hay bastantes reseñas que lo han advertido) pero de ninguna manera pensaba que me quedaría tan conmovida tras ésta lectura. Es mirar ahora ese pequeño libro y pensar, cielos ¿Qué es esa maravilla que acabo de leer? 
Pero primero, empecemos por el principio…

Nastya era una de las pianistas mas talentosas de su ciudad. Lo tenía todo: Carisma, talento, y un futuro brillante como pianista. Pero de un día para otro un chico le arrebata todo lo que tiene, dejándola sola, sin nada mas que sus recuerdos y su sed de venganza. Ya han pasado dos años, y la Nastya del pasado ha muerto; Ahora conocemos a una Nastya que empieza en un nuevo instituto lejos de su casa, ataviada con ropa negra casi inexistente, maquillaje negro por toda la cara y tacones imposibles. Y su característica más particular: Nunca pronuncia ninguna palabra. A nadie.
En el instituto va a cruzarse con Josh Bennet, un muchacho que ha perdido a todas las personas a las que ha querido. Un chico solitario que encuentra consuelo en la carpintería y en la soledad. Entre ellos dos va a nacer una extraña conexión que les hará ver que qué incluso las personas mas rotas pueden arreglarse…

Como podéis ver, El mar de la tranquilidad parte de una premisa bastante complicada, aparentemente ya vista en muchos otros libros New Adult, pero que es tratada con tal mimo que nos sumerge en una historia desgarradora sobre como renacer una vez lo hemos perdido todo y sobre la esperanza de las segundas oportunidades.

Su historia se desarrolla con lentitud; Vamos conociendo, a través del narrador en primera persona de Nastya y Josh, sus pensamientos, sus cualidades, sus miedos y sus sueños mas preciados. Cada página nos sumerge un poco mas en el interior de esos oscuros e impenetrables personajes, consiguiendo ponernos en su piel y sentir sus emociones.
Quiero destacar de Katja Millay su cautivadora y detallada prosa. Si consigue sumergirnos en los pensamientos de esos personajes es gracias a su increíble estilo a la hora de escribir: En él abundan las descripciones, (Ya os aviso, que muchas, muchas descripciones) sobretodo de los pensamientos de los protagonistas.

Y ahí os voy a contar lo que me ha fallado del libro: El ritmo. Sobretodo en la primera mitad del libro se repiten bastantes situaciones, causando un ritmo bastante lento.  Recordemos que en la prosa abundan las descripciones de las emociones de sus personajes, y eso en algunas veces provoca algo de pesadez en la lectura. Lo que consigue mantener el interés, sin embargo, es el descubrir que ocurrió en el pasado de Nastya, cual fue el factor que le arrebató su vida, el que terminó con su futuro…
Considero que es un libro que tiene que leerse despacio; yo en mi caso me llegaba a saturar un poco la cantidad de información que se llegaba a dar en algunos momentos. Forzarse a leerlo solamente conseguiría arruinar esa magnifica historia, por lo que he leído El mar de la tranquilidad lentamente, disfrutando de cada una de sus páginas.
¿Y que es lo que tiene esa historia para mantenerse? Pues unos buenos personajes. Nastya, Josh y Drew (El mejor amigo de Josh) son los principales protagonistas. Podríamos pensar por el argumento que iban a tratarse de unos personajes previsibles o tópicos, pero Katja Millay crea unos personajes extravagantes con una personalidad abrumadora, diferenciadora y única. Obviamente tenemos secundarios que son mas bien planos, pero nuestros protagonistas gozan de una excelente caracterización: Nunca vamos a saber como van a reaccionar tras X causa, pero una vez vemos su reacción lo vemos como algo natural, algo que realmente haría ese personaje.

Poco mas quiero decir de esta historia. Solamente que si estáis buscando un libro que trate unos personajes tocados psicológicamente, y deseéis adelantaros su intento hacia las segundas oportunidades este es vuestro libro. No esperéis encontrar un libro divertido o demasiado juvenil, El mar de la tranquilidad es una historia sobre unos personajes que luchan contra si mismos para arreglar lo que su vida les ha arrebatado. Muy, muy recomendado.


4 comentarios:

  1. Había oído hablar de él, pero nunca me había fijado tan detenidamente.
    Parece ser bastante interesante, aunque ahora la verdad es que no me apetece mucho leer ese estilo de libros.
    Un saludo!

    ResponderEliminar
  2. Jo, como lo poneis todos!!! Yo quiero leerlo ;(

    ResponderEliminar
  3. Cómo me gustó este libro!! Realmente fue una de las mejores lecturas en lo que va de aňo.

    Un beso

    ResponderEliminar
  4. Hola!

    A mí también me ha gustado bastante. A pesar de que trata temas bastante duros, tampoco se regodea en el dramatismo, con lo que es un punto positivo.
    Y me gustó ver que los traumas de los personajes no son los típicos de estas novelas.

    Un beso!

    ResponderEliminar

Windows 7 Pointer